GASTOS DEL AYUNTAMIENTO DE ALMANSA EN LA GUERRA DE SUCESIÓN ESPAÑOLA

 

Por Miguel Juan PEREDA HERNÁNDEZ

 

El 20 enero de 1719, el escribano del Ayuntamiento de Almansa daba fe de la “Relación de Cuentas de los Gastos que a esta Villa se le ofrecieron en el Servicio de S. M. con la ocasión de las guerras y Cercanía de los Pueblos Rebeldes a S. M. del Reino de Valencia”.

 

 

La partida más cuantiosa (28.127 reales) era la correspondiente a  las obras de reparación que, siguiendo órdenes del Obispo de Cartagena y del Mariscal de Campo Daniel Mahony, se habían llevado a cabo en el castillo; las cuales consistieron fundamentalmente en la limpieza de sus entradas y estancias, la construcción de un horno de pan cocer, dar corriente al agua viva en su interior, y la reconstrucción de algunos de sus muros.

 


   También se gastaron 7.892 reales en cercar y cerrar la población, hacer fosos y dejar cinco puertas (dos para el comercio y tres para las entradas y salida de aguas). Dicho cercado se fundamentaba en las paredes de los huertos circundantes al casco urbano, además fueron fortificadas todas las bocacalles de su perímetro y se construyeron fosos en las puertas de acceso al recinto.

En la toma de algunas de las poblaciones sublevadas contra Felipe V, el concejo almanseño hubo de invertir 3.586 reales, que se gastaron en el envío de galeras para el transporte de ruedas, madera, pólvora y artillería a Elche, Alcira y Alicante, el equipamiento de la Compañía de Milicias de Almansa en su marcha hacia Alcira, y la conducción de 92 prisioneros hasta Chinchilla.

Otro gasto interesante fue la reparación de la cerca de la villa después de la batalla de Zaragoza, que tuvo lugar el 20 de agosto de 1710, y en la que las tropas borbónicas sufrieron una tremenda derrota, con 10.000 bajas entre muertos y heridos. Como consecuencia de ello, el pretendiente austriaco entró como rey Carlos III en Madrid, el 28 de septiembre de aquel año, y los almanseños, temerosos de que los aliados decidiesen llevar a cabo una ofensiva para recuperar el reino de Valencia, se aprestaron a reparar la cerca construida para su defensa.

 

RESUMEN DE GASTOS

AÑO

CONCEPTO

REALES

%

1708

Por cercar y cerrar la población, hacer fosos y dejar 5 puertas (dos para el comercio y tres para las entradas y salida de las aguas).

7.892

12,49

Reparaciones en el castillo, limpieza de entradas y estancias, obrar un horno de pan cocer, dar corriente al agua viva y reconstruir algunos muros.

28.127

44,53

Mantenimiento en la cárcel de Almansa de 160 hombres desechados y desertores y su envío a Murcia.

10.390

16,45

Por remitir a Murcia nueve soldados

658

1,04

Envío a Elche de 1.119 arrobas de paja.

3.357

5,31

Envío a Villena de 251 arrobas de paja.

702

1,11

Envío a Fuente la Higuera de 1.634 arrobas de paja.

2.451

3,88

1709

Envío a Murcia, para cuartel de invierno del Regimiento de Órdenes Viejo.

4.631

7,33

Más gastos de cuartel de Invierno del Regimiento de Órdenes Viejo.

600

0,95

Por el envío a Elche de 10 galeras de seis mulas; aportación a la Compañía de Milicias de Almansa en su marcha a Alcira; por llevar a 92 prisioneros a la ciudad de Chinchilla; por el transporte hasta Alicante de 9 ruedas y madera para lanzas; por las galeras que llevaron pólvora a Alcira; por los cordeles de las mulas que llevaron la artillería a Alcira; por las galeras que fueron hasta Alicante.

3.586

5,68

1710

Reparación de la cerca de la villa, para su defensa, después de la batalla de Zaragoza.

768

1,22

 

TOTAL

63.162

100,00

 

 

 

Según certificaba el escribano Matías de Yeste Ochoa en 20 de enero de 1719, el total de gastos del Ayuntamiento almanseño en la Guerra de Sucesión se había elevado a 63.162 reales. Para que podamos hacernos una idea de lo que ello suponía, dicha cantidad era el equivalente a más de cuatro veces el presupuesto municipal de 1755 y casi tres veces el de 1786.

 

VOLVER A HISTORIA DE ALMANSA